21 | Abril | 2018

Análisis

Se desploman recursos para Estados petroleros

El Fondo de Extracción de Hidrocarburos (FEXHI) fue creado en el año 2007 dentro del Ramo General 28 de Participaciones a Entidades Federativas y Municipios con la finalidad de resarcir los daños ecológicos al medioambiente causados a aquellos Estados y Municipios que han resentido los efectos directos de la exploración y extracción de hidrocarburos. El marco jurídico sobre el FEXHI se encuentra establecido en el artículo 4-B, de la Ley de Coordinación Fiscal (LCF).

Los recursos de este fondo se entregan a los Estados que forman parte de la clasificación de extracción de petróleo y gas, definidos en los resultados del último Censo Económico, realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi ) en 2014, tomando en consideración la Producción Bruta Total (PBT) que cada entidad realiza.

Al respecto, los resultados del censo económico, consideran dentro de la clasificación de Estados que realizan extracción de petróleo y gas a nueve Entidades Federativas. De enero a diciembre del 2017 la Federación transfirió a las entidades con producción y extracción petrolera y de gas un total de 3,250.5 millones de pesos (mdp), a través del FEXHI.

Resarcir los daños por extracción de petróleo, principal objetivo
El propósito de la creación del FEXHI como parte de las Participaciones Federales del Ramo 28, es el de compensar los efectos negativos originados por la extracción de petróleo y gas en las Entidades Federativas donde se realizan estas importantes actividades como son: Campeche, Chiapas, Coahuila, Nuevo León, Puebla, San Luis Potosí, Tabasco, Tamaulipas y Veracruz.

El artículo 4-B de la Ley de Coordinación Fiscal, establece que el Fondo de Extracción de Hidrocarburos estará conformado por recursos del Fondo Mexicano del Petróleo para la Estabilización y el Desarrollo (FMPED), en términos del artículo 91 de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria (LFPRH).