13 | Diciembre | 2018

Analisis

Gasto en infraestructura, sin prioridad

En promedio las Entidades Federativas solamente destinaron 6.2% de sus ingresos disponibles a gasto de capital durante el periodo 2016-2017. Sólo el Estado de México y Aguascalientes destinaron más de 15.0% de sus ingresos disponibles a inversión durante estos años.

El gasto en inversión física es un rubro de mucha importancia para los gobiernos estatales, debido a que la adecuada provisión de servicios públicos como electricidad, agua potable, drenaje, entre otro, así como de infraestructura básica como carreteras, calles pavimentadas, rellenos sanitarios, escuelas y hospitales son factores primordiales para la competitividad regional y para mejorar el nivel de vida de su población.

Se requiere que los gobiernos locales realicen inversiones para incrementar el acervo de capital estatal y reponer su deterioro, así como para satisfacer las necesidades que crea el crecimiento poblacional.

La inversión física incluye, además de las erogaciones en bienes muebles e inmuebles de los gobiernos estatales, los gastos en servicios públicos, seguridad, transporte, comunicaciones, energía eléctrica, agua, drenajes y toda aquella infraestructura física que realiza la administración pública local, de manera directa o indirecta, para proveer a sus habitantes de la base sobre la cual puedan desarrollarse de manera plena las actividades económicas de la entidad.

Impulso a la inversión, esfuerzo de gobiernos estatales
En este contexto, se presentaron los resultados del Indicador de Impulso a la Inversión para las Entidades Federativas, 2016-2017 de ar. Información, mismo que se calcula mediante la razón de la inversión física realizada por la Entidad Federativa entre los ingresos disponibles de la misma.